lunes, 15 de octubre de 2012

El paisaje humanizado II

Segunda entrega de paisaje antropogénico, en este caso una mezcla de diversos aspectos que podemos encontrar en el medio natural, siendo siempre la autora la mano del hombre.  Son más ejemplos de cómo la mano de hombre puede embellecer el medio natural.
El trabajo humano ha moldeado la tierra durante siglos, laboreando campos, trazando caminos, etc.  A pesar del desuso, podemos encontrar vestigios humanos escondidos por todas las sierras.

Muretes en el camino hacia el río Forcos, en Bergua (Huesca)

Entrada a Escartín, en el Sobrepuerto oscense.


Todo nevado en las Campas de Bonés, en Árguis (Huesca)

A veces los muretes se construyen para contener los taludes, en las fajas ganadas a la ladera.

 Alternancia de olivos y viña en Sierra de Gata (Cáceres)

Como vemos, en las zonas serranas son muy típicos los cultivos leñosos, ya que permiten aprovechar orografías más escarpadas.
Paisaje en flor en Almonacid de la Sierra (Zaragoza)

Otro cultivo muy típico de estas zonas en Aragón es la viña.  En vaso o más recientemente en espaldera, las plantaciones dan un original toque geométrico al campo.

Encinacorba (Zaragoza)

Otro ejemplo curioso de la acción humana podemos encontrarla aislada en el monte, en los conocidos pozos de nieve".  Antiguamente, la nieve se almacenaba naturalmente en estos pozos, y se subían a buscar con caballerías, cuando se necesitaba en el pueblo.  
Pozo de nieve de Encinacorba (Zaragoza)

Mucho frío en el Pozo de nieve de dineretes, Sierra de Sevil (Huesca)

Los chopos son también un elemento habitual de nuestros paisajes.  En España hay unas 137.000 Has plantadas, de las que la mayoría son destinadas a la industria del tablero contrachapado; para muebles o envases hortofrutícolas.

Plantación de chopos en Zaragoza

Sin embargo, las zonas más llanas son más características de cereal.  En muchos campos se conservan grandes ejemplares de árboles, que servían para delimitar las márgenes o estabilizarlas en el caso de desniveles entre parcelas.
Cereal en las cercanías de la Alberca de Cortés (Chimillas, Huesca)

Amapolas en la Hoya de Huesca.  El término "malas hierbas" es relativo

Bucólico cruce de vías.  Hoya de Huesca

 Bonito toque de color aportado por las oleaginosas, en Castillo de Tornos (Teruel)


El cereal espera a ser recogido.  Gallocanta (Zaragoza)

Cada vez más escasos, los rebaños siguen recorriendo las cabañeras ibéricas.  Un espectáculo prácticamente en vías de desaparición.

Villar de los Navarros (Zaragoza)

Aquí tenemos a estas ovejas, que por algún motivo que escapa a cualquiera, se empeñan en comer al borde del terraplén. 



Por último, una foto de una estampa curiosa.  Esta cabra se había subido a lo alto del muro y ahí permanecía, haciendo equilibrios.  Supongo que ya habrá bajado...En cualquier caso, hay muchos ejemplos en los que la agricultura sabe dar un bonito toque al medio natural.  En estos tiempos en los que todo se cuestiona, espero que sepamos darnos cuenta de ello.   
Defendamos una agricultura sostenible.

Used (Zaragoza)






No hay comentarios:

Publicar un comentario